LA IMPORTANCIA DE UN ESTADO FUERTE

Publicada en Publicada en Desarrollo Regional, Economía, Educación, Perú, Política

La emergencia sanitaria que estamos viviendo a nivel mundial, está poniendo en juego la vida de muchas personas sobre todo de las más vulnerables, pero también está poniendo en juego la capacidad de los Estados, su sistema público, su capacidad de organización, planificación y respuesta ante un enemigo silencioso: el COVID-19 o Coronavirus.

Estos días he venido analizando desde el refugio de mi hogar; entre libros, computadora, televisión, radio y en familia; la importancia que viene teniendo el Estado en esta emergencia de salud, específicamente nuestro Estado Peruano, con todas sus limitaciones y fallas que pueda tener. Veo al presidente, representante principal de nuestro Estado y Nación, veo a sus ministros y funcionarios haciendo los esfuerzos diversos, veo al personal de salud, policía y fuerzas armadas en plena acción, acatando y haciendo respetar las medidas implementadas, medidas muy rigurosas.

Y me salta una pregunta: ¿porqué a nosotros nos dicen, despectivamente, que es socialismo o la implementación de una ideología socialista, cuando exigimos la participación del Estado en diversos ámbitos de nuestras vidas?, ¿PORQUÉ NOS TILDAN DE SOCIALISTAS O COMUNISTAS CUANDO QUEREMOS UN ESTADO MÁS FUERTE? Pues analicemos:

  1. Quienes están dando el pecho directamente contra el COVID-19, ¿acaso no es nuestro limitado sistema de salud publica y sus diversos profesionales? Acaso ustedes observan que las Clínicas Privadas están luchando contra esta emergencia. ¿Dónde están los liberales y neoliberales que buscan la privatización de la salud? Cuántos infectados y fallecidos tendríamos, si es que nuestro sistema de salud sería privado y no se puedan atender a los más pobres infectados con este virus.
  2. Quién está poniendo el presupuesto para hacer frente a esta emergencia, ¿acaso no es el Estado? O por ahí ustedes amigos lectores, han visto a las grandes empresas transnacionales o nacionales mineras o constructoras, donar dinero para hacer frente a esta emergencia, NOOOOO, éstos solo donan en campañas políticas, para luego cobrar en proyectos y obras. Al contrario, estas grandes empresas están haciendo trabajar a sus servidores en plena emergencia, recortando sueldos o por ahí despidiendo trabajadores.
  3. ¿Dónde están aquellos neoliberales que mencionan que tener una línea aérea nacional es socialismo o comunismo?, bueno pues amigos neoliberales, soliciten a sus líneas aéreas privadas como Lan o ATSA, que traigan y lleven gratis a sus países de origen, a los peruanos y extranjeros varados en nuestros aeropuertos y del resto del mundo. Ahora vemos la IMPORTANCIA DE QUE UN ESTADO TENGA UNA LINEA AÉREA NACIONAL PARA VUELOS COMERCIALES.
  4. ¿Quiénes están poniendo orden en el país y haciendo cumplir un Estado de Emergencia? Acaso no son nuestras Fuerzas Armadas y Policía Nacional, o acaso han visto que la empresa privada ha puesto a disposición o a colaborado con su seguridad privada. ¡NO!, es nuestra Policía y FFAA que tanto nosotros desdeñamos, y hasta a veces les faltamos el respeto. Quiero escuchar esas voces liberalistas que dicen que sería bueno privatizar a las fuerzas del orden.
  5. Nos dicen socialistas o comunistas cuando exigimos a nuestro Estado mejores programas educativos, de lucha contra la pobreza o de salud. A ver, ¿quién va a entregar un subsidio económico de S/ 380 a familias vulnerables para acatar el estado de emergencia?, acaso no es el Estado Peruano, o alguna empresa privada se va a animar a hacerlo. ¿Y LAS VOCES NEOLIBERALES QUE DICEN QUE DEBERÍAN DESAPARECER LOS PROGRAMAS SOCIALES O DE SALUD? ¡¡¡No las escucho!!!
  6. Es necesario que el Estado se comprometa más con el sistema educativo y de salud más fuerte, así nos digan SOCIALISTAS, pues ahora vemos la necesidad de TENER CIENTÍFICOS E INVESTIGADORES PERUANOS, sumergidos en los laboratorios analizando diversas maneras de encontrar una medicina contra el COVID-19, con la experimentación de nuestras variadas plantas medicinales, por ejemplo. La importancia de que el Estado intervenga con mayor planificación y presupuesto sobre nuestros sistemas de educación y salud.

Estas son algunas preguntas que me vengo haciendo estos días en la pasividad de mi hogar. Es en estos momentos donde más valoro la presencia y necesidad de un Estado más fuerte, de instituciones más fortalecidas, sobre todo en sistemas estratégicos como salud y orden, por ejemplo. Un Estado respetuoso de sus ciudadanos y viceversa.

A pesar que los seguidores del sistema imperante actual, te tilden despectivamente de socialista o comunista porque exiges que el Estado fortalezca y mantenga su presencia en los sistemas de salud, educación, transporte, orden, programas sociales, servicios básicos; a pesar de todo eso, la realidad nos está mostrando en esta coyuntura que: EL ESTADO PÚBLICO PERUANO ESTÁ AFRONTANDO ESTA EMERGENCIA CON TODAS SUS LIMITACIONES Y LA EMPRESA PRIVADA, BUENO LA EMPRESA PRIVADA ESPERANDO QUE SALGAMOS DE ESTA CUARENTENA PARA ANALIZAR SUS PÉRDIDAS Y GANANCIAS. Señor/a empresario/a, necesitamos mayor compromiso de su parte con la coyuntura actual de nuestro país.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *